Si quieres evitar enfermedades cardiovasculares, el dúo perfecto parece ser el chocolate negro con aceite de oliva, según demuestran estudios recientes. Así que si eres amante del chocolate negro o directamente eres de los que desayunan pan con AOVE, me temo que desde Buensalud podemos darte buenas noticias, porque estamos ante dos grandes aliados para el corazón.

 

Chocolate negro con aceite de oliva, el dúo capaz de evitar enfermedades cardiovasculares en las personas

 

Estudios recientes llevados a cabo por parte de investigadores italianos han revelado que el hecho de tomar chocolate negro y aceite de oliva podría mitigar el riesgo de sufrir un problema cardiovascular. Se consideran una combinación perfecta de cara a evitar este tipo de enfermedades.

 

Segundo ha afirmado la cardiología Rossella Di Stéfano de la Universidad de Pisa, consumir pequeñas dosis diarias de chocolate negro con un buen aceite de oliva (como es nuestro AOVE de BuenSalud), está asociado a una clara mejora del riesgo cardiovascular, por lo que su consumo es muy beneficioso para el organismo. La clave está en elegir chocolate hecho con aceite, lo que se conoce como chocolate enriquecido con aove.

 

¿Cómo se consiguió llegar a esta conclusión?

Los investigadores analizaron la relación existente entre el consumo de aceite de oliva virgen extra y el chocolate negro, así como el desarrollo de aterosclerosis. Ésta es una enfermedad que endurece las arterias y que afecta a las personas con riesgos cardiovasculares. Estas pruebas se llevaron a cabo en 14 hombres y 12 mujeres (todos fumadores), con hipertensión y con antecedentes en enfermedades cardiovasculares. Duraron un total de 28 días y consistían en darle a cada uno de los participantes 40 miligramos de chocolate puro, y una mitad del chocolate contenía un porcentaje del 10% de aceite.

 

De este resultado, se pudo extraer que el aceite incrementó los niveles de las células progenitoras endoteliales (EPC), que tienen como misión convertirse en vasos sanguíneos. Por tanto, el AOVE y el chocolate negro, en conjunto, pueden contribuir a preservar las células reparadoras en las personas, las EPC.

 

Si te gusta el chocolate negro me temo que son muy buenas noticias, porque enriquecido aceite de oliva virgen son ventajas para el organismo. Descubre más sobre nuestro AOVE en BuenSalud.